Análisis de Aliens Firetam Elite

De manos de Cold Iron Studio y Disney’s 20th Century Games, llega Aliens Fireteam Elite; un shooter cooperativo al más puro estilo Left 4 Dead (aunque más Back 4 Blood), que se aleja totalmente del sistema Survival de Isolation y nos vuelve a poner en la piel de los Marines Coloniales para que despachemos a tiros a xenomorfos en cantidades ingentes.

Año 2202. La USS Endeavor recibe una llamada de socorro desde la supuestamente desaparecida refinería Katanga.

Una vez allí, los marines descubren que la estación está infestada de Xenomorfos y logran rescatar al científico de Weyland-Yutani, Dr. Timothy Hoenniker. El doctor revela que W-Y descubrió huevos de Xenomorfo y la sustancia conocida como “patógeno” y estuvieron experimentando con ellos.

Nuestro deber es investigar hasta dónde ha llegado Weyland-Yutani y liberar la colonia y Katanga de la infestación.

Tras una breve cinemática introductoria para ponernos en situación, crearemos nuestro marine con un creador de personajes sencillo pero efectivo, y apareceremos en la Endeavor; nuestra base de operaciones. Tras reconocer un poco el lugar, nos pondremos en acción. No hay tutoriales, por lo que en cuanto comencemos la primera misión, ya debemos saber a lo que hemos venido.

Dispondremos de 4 clases seleccionables: artillero, demoledor, técnico y médico; cada una con sus habilidades y tipo de arma seleccionable específica (y una pistola auxiliar), así como progresiones y modificadores independientes que iremos desbloqueando según subamos de nivel con cada una de ellas.

La campaña se compone de 4 misiones con 3 puntos de control cada una que nos llevará desde las instalaciones de la refinería, hasta antiguas ruinas alienígenas con miles de años de antigüedad. Completar cada misión nos llevará en torno a unos 20-30 minutos.

Si bien la dinámica es sencilla y puede resultar repetitiva (avanzar, matar bichos, realizar una acción y prepararnos para la oleada; repetir), el devenir de la historia y la información que nos van contando por radio, así como continuar viendo los escenarios, es suficiente para invitarnos a continuar sin llegar a ser demasiado pesado.

Según vamos avanzando en las misiones, nos iremos dando cuenta de que este título, a pesar de ser de bajo presupuesto, es un homenaje y una oda a la franquicia realizado con un cuidado y respeto sobresaliente. Encontraremos elementos y referencias de todas las películas realizadas hasta la fecha (Prometheus y Covenant incluidas), u otros videojuegos como Alien Isolation o los Aliens vs Predator 2 y el de 2010.

Entre las partidas podremos volver a la base para comprar accesorios para las armas, mejoras para nuestro personaje, elementos estéticos, así como charlar con los NPC (los cuales no tienen animación al hablar) sobre los coleccionables que encontraremos en cada misión.

Este juego, como otros del estilo, está pensado para jugarse en cooperativo. En neustras primeras pruebas había serios problemas, pues daba error en cada intento. Mientras jugábamos para preparar este análisis, recibió una actualización que parece que solucionó este problema, aunque aún sigue siendo difícil encontrar partida.

No obstante, se nos permite jugar con dos sintéticos de IA que cumplirán correctamente en dificultades bajas, aunque su comportamiento es bastante irregular.

Y por si esto fuera poco, una vez acabemos la campaña desbloquearemos un modo horda que nos enfrentará a oleadas de dificultad creciente.

El título está desarrollado con Unreal Engine, por lo que si conocemos el motor, sabemos qué nos podemos encontrar. A grandes rasgos, las texturas y modelados son de muy buena calidad, aunque los efectos de iluminación y físicas no destacan especialmente, y las animaciones resultan algo toscas en los personajes.

No ocurre así con los Xenomorfos, que salen de agujeros inesperadamente, trepan por cualquier superficie y hasta nos pueden acechar en la siguiente esquina pillándonos totalmente desprevenidos.

Además, contamos con una gran variedad de estas criaturas, que van desde la típica “carne de cañón”, escupidores, o incluso los Pretorianos que conocimos en AvP 2, y cada tipo de xeno tendrá comportamientos únicos.

En los enemigos es donde parece que se ha puesto más empeño, puesto que al fin y al cabo, ellos son realmente los protagonistas.

El análisis lo hemos realizado sobre la versión de Series X y el rendimiento general es muy bueno, manteniendo unos 60fps muy estables con algún descenso en momentos muy puntuales.

El apartado sonoro es donde quizá se le puede poner el mayor “pero”. A pesar de haber utilizado muchos de los sonidos más reconocibles de la franquicia, se antoja una mezcla pobre y poco contundente. Todo lo contrario que cabría esperar en una producción de este tipo.

Aunque los temas musicales sí están a muy buen nivel. Donde encontraremos piezas que recuerden a las dos primeras películas o a la banda sonora del AvP de 2010.

El juego no viene doblado al castellano, pero los textos sí están traducidos aunque con algunos errores que confiamos solucionen en futuras actualizaciones.

Gordon F14

Redactor/La voz
Aliens Fireteam Elite no revoluciona el género ni descubre el fuego. Pero se nota que detrás hay un trabajo apasionado por la franquicia y resulta lo suficientemente entretenido para terminarlo. Además, Cold Iron Studio ha confirmado que irá añadiendo contenido gratuito para aumentar las horas de diversión exterminando a estas míticas y peligrosas criaturas.

One Response

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *